Follow by Email

viernes, 19 de junio de 2015

Un ayer de siempre....

No me basta con verte solo en mis sueños,
no me basta con besarte tan poco,
ni tampoco me basta estar a tu lado
toda mi vida.

     Quisiera tener noches que se funden
     entre mañanas anteriores
     y futuros promisorios.
 
Las nubes flotan
mientras yo me hundo en tu ausencia
pensando en el qué sería
en lugar de vivir lo que es.

     La misma canción se repite
     y el aire abandona mi espacio,
     me siento en una nada absoluta
     navegando en el mar de tu recuerdo.

 Sigo esperando
 con la vista fija en el horizonte
 pensando que pronto regresarás
 y me saludarás a la lejanía.

      Mis días son austeros,
      tan carentes de todo
      porque todo eres tú,
      así son mis días.

 Sin ti, qué me queda
 más que seguir andando
 eso sí, a paso lento,
 por si de casualidad tropiezo contigo.

     Comienza a clarear,
     sin embargo permanezco en la penumbra,
     otro mañana más,
     otro...
     o tal vez es está maldición
     de sentirme amarrado
     a un ayer de siempre.

                                                                                                        FABO