Follow by Email

lunes, 7 de julio de 2014

Sin nada que decir...

Ya no hay nada que decir,
ya las noches serán calladas,
los días serán igual,
ya no pasan las horas.

      Será mejor permanecer en silencio,
      ya se ha dicho tanto
      y se ha escuchado tan poco,
      las palabras sobran y los actos escasean.

 Mejor cierro los ojos
 y no te veo en ninguna parte,
 de qué vale luchar contra recuerdos
 que no se ausentarán jamás.

        El viento no repartirá su cálida brisa,
        ya sólo pasara de largo como si nada,
        pues es verdad,
        ya nada pasa.

  Cambiará el mantra de las mañanas
  y los motivos para despertar,
  tal vez es verdad eso del destino,
  por más que intente forjar el mío.

       Ya no habrá más dudas
        ni se buscarán más respuestas,
        que la vida hable como sabe, y
        tal vez algún día cante otra canción.

 Mejor buscaré hasta encontrar algo,
 no sé que sea ni donde lo encuentre
 pero lo peor sería permanecer en el pasado,
 me ha quedado claro que eso jamás te dejará avanzar.

        Mientras mis labios callen
        mis manos hablaran a gritos escritos,
        aunque a veces, por más que quiera,
        me quede sin nada que decir.


                                                                                                                        FABO